19:26 h. Domingo, 24 de Septiembre de 2017

Quijote Digital

Castilla-La Mancha reparte su crecimiento económico gracias al incremento del valor de vino exportado y el de agricultores ecológicos

 |  13 de Julio de 2017 (16:22 h.)
Más acciones:

El consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha destacado el “incremento del valor del vino exportado de Castilla-La Mancha”, así como el aumento de la renta agraria con el Gobierno de Emiliano García-Page, minutos después del Debate General celebrado hoy en las Cortes regionales sobre actividad cinegética.
 
En materia económica, gracias a ese aumento en un 7 por ciento del valor del vino de Castilla-La Mancha, exportado durante el primer cuatrimestre del año, se ha alcanzado la cifra de los 200 millones de euros. “La cifra económica más alta de vino exportado en la región en todo su historia, durante el mismo período”, según ha desvelado el consejero.
 
Asimismo, el número de ocupados del sector agrario ha experimentado un aumento interanual en esta legislatura; así como el saldo del comercio exterior que ha sido “notablemente positivo”. En concreto, el tamaño económico subió y la productividad económica del trabajo también registró un crecimiento del 25,9 por ciento en Castilla-La Mancha, según los últimos datos.
 
En este sentido, la incorporación de jóvenes al campo en Castilla-La Mancha, el aumento del precio percibido por los viticultores el año pasado y la apuesta por la comercialización en común del producto del agricultor, “hace que encaremos en buenas condiciones la próxima vendimia”, ha afirmado el titular de Agricultura en la región.
 
Vino ecológico, tira de las exportaciones
Además, Castilla-La Mancha es la Comunidad Autónoma con mayor viñedo ecológico, mayor producción y líder en comercialización de vino certificado ecológico del mundo y, precisamente, esta semana, la Comisión Europea ha reconocido expresamente que es la región europea con mayor porcentaje de agricultura y ganadería ecológica junto al resto de cultivos, “se incrementan los agricultores ecológicos y las hectáreas”, en los últimos años.
 
El consejero ha recordado que Efthimios Bokias, jefe de Unidad y responsable de los Programas de Desarrollo Rural (PDR) de España ha aclarado que Castilla-La Mancha es un referente en la aplicación de ayudas a la Agricultura Ecológica y que con el Gobierno de Emiliano García-Page ha aumentado el número de beneficiarios ecológicos.
 
Martínez Arroyo ha considerado que es un espaldarazo de la Comisión Europea a las políticas agrarias del Gobierno de Castilla-La Mancha, que destina un 14 por ciento del PDR a las ayudas para agricultores y ganaderos ecológicos, el doble que la media europea. La región que más presupuesto destina a este modelo de agricultura en España y una de las que más dinero destina en Europa.
 
Ley de Caza más moderna
 
Durante el debate sobre la actividad cinegética en Castilla-La Mancha celebrado en el Pleno de las Cortes Regionales, el consejero ha pedido “responsabilidad” a los grupos parlamentarios, porque en las próximas semanas el Consejo de Gobierno va a tomar en consideración la modificación de la Ley de Caza para su remisión a las Cortes. Un documento que está “totalmente cerrado” con una interlocución con 70 organizaciones, por lo que pide a los parlamentarios que apuesten por “construir” y defiendan “los intereses de los habitantes del medio rural”.
 
Entre las novedades de la nueva Ley de Caza que propone el Gobierno regional están la apuesta por el modelo de caza social, a través de la recuperación de los cotos de los pueblos y la modificación de la ley de tasas de la Comunidad Autónoma para que los jubilados estén exentos de pagar las licencias. En definitiva, para obtener una Ley más moderna en una región en la que se prohibirá el lanceo de jabalí o el tiro al pichón y la codorniz.
 
En cualquier caso, ha defendido la actividad cinegética por la que se ha encargado un estudio específico a la Fundación Artemisan “para conocer con exactitud los datos del sector cinegético en la región, que en la actualidad no existen, a fin de poder conocer la realidad del sector”, en el que hay 100.000 licencias.
 
Por último, ha recordado que la licencia única de caza que planteó el Gobierno central era “absolutamente lamentable” para las finanzas de Castilla-La Mancha y permitía que la recaudación de la actividad cinegética -que se desarrolla en los pueblos de la región- se recaudará en comunidades autónomas distintas de Castilla-La Mancha “no llegando un solo céntimo, sin acuerdo compensatorio”. Por lo que “este Gobierno que, evidentemente, no da la espalda al campo, ha sido el que ha impedido que todos los años 1 millón de euros salieran de Castilla-La Mancha y acabarán en la Comunidad Autónoma de Madrid”, ha concluido.