Buscar
07:01h. Lunes, 20 de Agosto de 2018

El Gobierno de Castilla-La Mancha publica el Decreto de Delimitación Geográfica de Zonas Prioritarias, del que se beneficiarán 23 municipios de la región

El Gobierno de Castilla-La Mancha publica hoy en el DOCM el Decreto que delimita los municipios que quedan encuadrados en el marco de la Ley 5/2017, de 30 de noviembre, de Estímulo Económico de Zonas Prioritarias.
 
Una norma que tiene por objeto llevar a cabo un esfuerzo extraordinario en los incentivos al crecimiento económico y del empleo en aquellas zonas que han sido especialmente golpeadas por la crisis económica, con el fin último de facilitar que la recuperación económica llegue por igual a todos los territorios de la región.
 
Para la delimitación geográfica de las zonas que quedan encuadradas en la Ley, se han seguido los criterios que establece la misma, que son el paro registrado en relación con la población en edad de trabajar, así como la disminución de la población. La Ley establece la revisión de estos indicadores para volver a delimitar los territorios incluidos cada cuatro años.
 
Atendiendo a estos criterios, los municipios que podrán beneficiarse de las medidas establecidas en esta norma son Elche de la Sierra, Hellín y Tarazona de la Mancha en la provincia de Albacete, las localidades de Almadén, Argamasilla de Alba, Argamasilla de Calatrava, Daimiel, Herencia, Malagón, Pedro Muñoz, Piedrabuena, Puertollano, La Solana, Tomelloso y Villarrubia de los Ojos en la provincia de Ciudad Real, Cuenca, Huete y Ledaña en la provincia de Cuenca, Azuqueca de Henares en la de Guadalajara, y Mora, La Puebla de Montalbán, Talavera de la Reina y Villacañas en Toledo. Por otra parte, la Ley también incluye a los municipios incluidos en el marco de las Inversiones Territoriales Integradas (ITI).
 
Los refuerzos a las medidas de estímulo económico que esta ley plantea para los municipios incluidos pueden ir desde asignar una reserva total del crédito de las convocatorias a los proyectos dirigidos a estos municipios, un incremento del 20 por ciento en la intensidad de las ayudas, o el establecimiento de criterios de valoración que prioricen los proyectos desarrollados en estas zonas.
 
Las líneas de ayudas a las que resultarán aplicables las medidas de estímulo establecidas en la ley, son aquellas destinadas a empleo y formación, autoempleo y emprendimiento, fomento y potenciación de la economía social, empresas, competitividad e internacionalización, turismo, comercio, artesanía y cultura, industria, energía, medio ambiente y economía circular, innovación y desarrollo tecnológico, suelo industrial, industrias agroalimentarias, mejora de explotaciones agrarias, regadíos e incorporación al tejido empresarial de jóvenes en la agricultura, servicios de ayuda y atención a personas en situación de dependencia, servicios de proximidad para la atención de personas y financiación y captación de inversiones.
 
Unas medidas de las que podrán beneficiarse estos municipios una vez que el Decreto entre en vigor, 20 días después de su publicación en el DOCM.