Quijote Digital

  • Diario Digital | martes, 21 de septiembre de 2021
  • Actualizado 16:34

García-Page pide ayuda “sincera” a todos los partidos y un mensaje único en la defensa de los intereses hídricos de Castilla-La Mancha

El presidente regional ha denunciado que más de la mitad de las sociedades productoras que cogen el agua de los acuíferos de La Mancha ya no son de capital castellanomanchego, son empresas que tienen su origen en el Levante.

García-Page pide ayuda “sincera” a todos los partidos y un mensaje único en la defensa de los intereses hídricos de Castilla-La Mancha

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha vuelto a pedir hoy unanimidad y ayuda “sincera” a todos los partidos en la defensa de los intereses hídricos de la región. Así, García-Page ha lamentado que diputados y senadores del PP por Castilla-La Mancha “están planteando en el Congreso que hay que seguir con el trasvase y que hay que impedir que se restablezcan las normas que ahora estamos celebrando en la región por primera vez".
 
El presidente regional se refería así, durante la inauguración de la segunda fase de la reforma del Centro de Educación Infantil y Primaria CEIP ‘San Isidro’ de Daimiel, a las preguntas planteadas por diputados y senadores del PP, entre ellos de Albacete, que piden garantizar que los cambios de reglas del trasvase no reduzcan el agua trasvasada.
 
“Es importante tener coherencia en la vida. En el agua, que es una batalla transgeneracional y difícil, de décadas e inercial, cambiar el curso de la política hidráulica es más difícil que cambiar el curso del Tajo, que se hizo con una obra, y así estamos”, ha señalado García-Page, quien ha reconocido que prefiere “discutir con un ministro sobre el agua, aunque sea de mi partido, que decir aquí una cosa y luego la contraria”.
 
Durante su intervención, el presidente se ha referido también a las Tablas de Daimiel y al nivel de sus aguas, “un problema que no solo es del cielo, de que llueva más o menos”, ha asegurado, al tiempo que ha lamentado que en los últimos días “haya llovido de mala manera y teniendo que arreglar muchas cosas”, en referencia a los daños que la DANA ha dejado a su paso por la región esta semana.
 
“El clima y la naturaleza ya no va a dar más avisos”, ha advertido García-Page, quien ha insistido en que no se puede “mirar para otro lado” porque el cambio climático es un asunto “muy serio”.
 
Asimismo, ha insistido en la necesidad de apostar por la sostenibilidad, “y hay que hacerlo con una transición lógica”. En este sentido, ha denunciado que más de la mitad de las sociedades productoras que cogen el agua de los acuíferos de La Mancha ya no son de capital castellanomanchego, son empresas que tienen su origen en el Levante.
 
“Cada vez va llegando menos agua allí y cada vez vienen más empresas a cogerla aquí directamente. Llegará el momento en que finalmente tengamos que estar negociando con las confederaciones del Guadalquivir y del Segura, fuera de la tierra. Y tendrá que mejorar y no porque llueva más, sino porque entre todos tenemos que hacer esto sostenible”, ha finalizado García-Page.