Quijote Digital

  • Diario Digital | domingo, 16 de mayo de 2021
  • Actualizado 02:37

El Gobierno de Castilla-La Mancha impulsa el gran encuentro Wine Live 2021 para promocionar los vinos de la región en cinco grandes mercados de manera simultánea

El Ejecutivo autonómico apoyará hasta el 65 por ciento del coste de participación de 40 bodegas de Castilla-La Mancha en una acción que tiene como objetivos los mercados de China, Hong Kong, Japón, Alemania y Estados Unidos, y en la que se espera contar con la participación directa de 72 importadores

El Gobierno de Castilla-La Mancha impulsa el gran encuentro Wine Live 2021 para promocionar los vinos de la región en cinco grandes mercados de manera simultánea

El Gobierno de Castilla-La Mancha está organizando una gran acción de promoción para el sector del vino regional de formato virtual que se celebrará de forma simultánea entre los días 15 y 25 de junio en los mercados de China, Hong Kong, Japón, Alemania y Estados Unidos. La acción, bajo la denominación de Castilla-La Mancha Wine Live 2021 e impulsada por el Instituto de Promoción Exterior de la Consejería de Economía, Empresas y Empleo, está dirigido a 40 bodegas de Castilla-La Mancha, y tiene como objetivo garantizar contacto con más de 70 importadores de los países destino y agendar al menos una veintena de reuniones directas con las bodegas participantes.    
 
El encuentro cubrirá los principales países con potencial de compra para dar apoyo a las bodegas de la región en el contexto actual, marcado por las restricciones de movilidad causadas por el COVID-19, para lo que se atraerán un mínimo de 72 compradores de estos mercados. Este proyecto viene a cubrir el espacio y la necesidad creados en el sector por la ausencia de ferias internacionales presenciales y la mayor necesidad surgida para la búsqueda de nuevos compradores de vinos de la región. Para ello, la acción persigue conseguir el interés de los principales importadores de un importante grupo de países con un gran volumen de consumidores potenciales y con gran interés o interés creciente por el consumo de vino, y que gracias a las nuevas tecnologías se consigue acercar a las bodegas de Castilla-La Mancha.
 
El director del Instituto de Promoción Exterior, Luis Noé, ha subrayado la importancia de esta actividad en un periodo de ausencia de grandes ferias, en el que “hemos generado un concepto de promoción innovador que resulte atractivo para los importadores y que nos diferencie ante otros territorios a la hora de captar la atención en estos mercados”. Además, ha remarcado el uso de herramientas tecnológicas en estas misiones virtuales, en las que “las bodegas podrán contar con nuevos recursos para hacer promoción en otros mercados como son los vídeos 360 individuales”.
 
La actividad se estructura en dos partes diferenciadas; una primera parte en formato de misión inversa virtual, en la que, durante tres semanas, los importadores estarán realizando visitas virtuales a cada bodega a través de un vídeo 360º que será enviado a cada uno de ellos, donde podrán conocer las principales características de las mismas. A partir de estas visitas virtuales se coordinarán reuniones entre los importadores y las bodegas en función de los intereses de estos. Para ello, se realizará un vídeo en cada una de las bodegas participantes a través de una empresa especializada en este tipo de proyectos, vídeo que será propiedad de IPEX constituyendo un recurso del Instituto para la promoción de los vinos de la región en el exterior, a través de las distintas plataformas que el IPEX está creando al efecto.
 
En una segunda parte se realizarán reuniones virtuales con cada uno de los importadores que hayan mostrado interés en las bodegas. Para la celebración de estas reuniones se coordinará un salón en las cinco ciudades más importantes de los mercados detallados. En estos encuentros, como norma general, los importadores estarán presentes de forma física, apoyados por la Red Exterior, y las bodegas de forma virtual. Estos salones en destino se realizarán durante dos días consecutivos. Cada bodega dispondrá en cada mercado de una mesa equipada con sistema de comunicación para la conexión remota con el ‘export manager’ de la bodega, una representación de los vinos de la bodega, copas y un asistente que pueda servir los vinos y dar apoyo a la bodega.
 
Las reuniones, que tendrán una duración de 30 minutos y se desarrollarán en formato de ronda de negocios, de manera que los importadores se desplazarán a cada una de las mesas de las bodegas con las que tenga reunión, durante la cual podrá realizar la degustación de los vinos. De este modo, se facilita la gestión logística para la cata. Además, se realizará un estudio del perfil de los importadores en función del portafolio y del interés de compra, para la gestión de las invitaciones y conseguir el máximo interés posible.
 
El objetivo de este proyecto es conseguir un mínimo de 72 importadores que puedan mantener reuniones con las bodegas participantes en función del perfil de ambos, cerrando agendas de reuniones con aquellos que mejor se adapten de manera que cada bodega mantenga un mínimo de 20 reuniones en total entre todos los mercados. El Instituto de Promoción Exterior de la Consejería de Economía, Empresas y Empleo apoyará tanto la cuota de participación de las bodegas como los costes de envíos de las muestras, llegando a cubrir el 65 por ciento del coste de participación de las bodegas.