Quijote Digital

  • Diario Digital | martes, 18 de enero de 2022
  • Actualizado 23:21

El parque arqueológico de Segóbriga, dependiente de la Diputación, tuvo durante el año 2021 un total de 36.303 visitas

El diputado de Patrimonio, Miguel Ángel Valero, está satisfecho con esta cifra porque se ha visto incrementada con eventos de mucho éxito como el Festival Segóbriga Victrix

El parque arqueológico de Segóbriga, dependiente de la Diputación, tuvo durante el año 2021 un total de 36.303 visitas

El parque arqueológico de Segóbriga, dependiente de la Diputación de Cuenca, recibió durante todo el año 2021  un total de 36.303 visitantes, una cifra que supera en 12.000 a las cifras del año 2020, según ha trasladado la empresa pública TRAGSA encargada de la gestión.  El diputado de Patrimonio, Miguel Ángel Valero, es consciente de que estos datos están condicionados por la pandemia debido a que las restricciones han obligado a limitar la movilidad entre provincias durante muchos meses del año pasado, algo que perjudica seriamente al yacimiento, no obstante; también está satisfecho porque en estos dos años se ha continuado trabajando para mejorar las prestaciones que Segóbriga ofrece al visitante y ha recordado ese proyecto piloto de realidad aumenta en el que se está trabajando.

Valero también ha querido recordar que a este número de visitantes hay que sumar los 2.000 espectadores que acudieron a las distintas actuaciones recogidas en el Festival Segóbriga Victrix y que fue un “rotundo éxito” porque atrajo a muchísima gente de la provincia y de otros puntos. El responsable provincial ha anunciado que ya se está trabajando en que este programa se perpetúe en este 2022 para que el parque arqueológico sea un epicentro cultural e histórico que sirva para dinamizar toda la comarca.

Desde la Diputación de Cuenca también se está trabajando en la conservación de Segóbriga y el Ayuntamiento de Saelices ya ha aprobado en pleno la ayuda de 280.000 euros para licitar el proyecto de actuación en edificios públicos como el graderío sur del Anfiteatro, todo ello, según Valero, con la intención de renovar el interés por esta joya del patrimonio que tiene la provincia y que debe de servir para generar sinergias turísticas con otros atractivos cercanos como el Castillo de Belmonte o el Monasterio de Uclés.