Quijote Digital

  • Diario Digital | jueves, 22 de octubre de 2020
  • Actualizado 00:35

La Hermandad Mayordomía de Quintanar impone las medallas a los nuevos mayordomos, camareras y servidores

El acto ha tenido lugar, como cada mes de septiembre, en la Ermita de la Virgen de la Piedad y el Cristo de Gracia durante la celebración del primer Triduo en honor al patrón quintanareño.

La Hermandad Mayordomía de Quintanar impone las medallas a los nuevos mayordomos, camareras y servidores

Quintanar de la Orden celebra durante estos días la festividad en honor a su patrón, el Cristo de Gracia, aunque este año, dadas las circunstancias, tan sólo se celebrarán los actos religiosos.

Así, este jueves, 10 de septiembre comenzaban los Triduos en su honor en la ermita de la Virgen con la asistencia del párroco quintanareño, el vicario parroquial de Miguel Esteban, los miembros de la Hermandad Mayordomía y concejales de la Corporación Municipal.

Unos actos que se iniciaban, como manda la tradición, con la imposición de medallas a los nuevos mayordomos, camareras y servidores y la despedida de los que ya han cumplido su cometido dentro de la Hermandad Mayordomía.

El mayordomo Manuel Ángel Ortega ha sido el Mayordomo saliente que cede el paso a Pilar Vallejo Romero (Mayordoma de la Fiesta del Cristo de Gracia 2021), Manuel Ángel Esquinas Mendoza (Mayordomo de la Fiesta de la Subida 2022) y Ángel Barrios Baón (Mayordomo de la Fiesta de la Asunción 2022); Elena Muñoz y Piedad Mayoral han sido las camareras salientes y han hecho entrega de las medallas a sus sucesoras María Flores Pérez, Carmen María Pintado García y María José Tébar Barrios; y como servidor salía Ramón Vela que cedía el testigo a Antonio de la Guía. Todos ellos se mostraban muy emocionados, los salientes por la labor que han venido desarrollando a lo largo de estos años; y los entrantes, por la responsabilidad y el orgullo de servir a sus patronos desde este momento.

Una de las camareras, dirigió unas palabras de despedida al mayordomo, servidor y camareras que se despedían, mientras que los nuevos miembros de la Mayordomía juraban su cargo ante la imagen del Cristo de Gracia y la Virgen de la Piedad.

Tras el acto, comenzaba el Triduo presidido por Ángel Manuel Salazar, vicario parroquial de Miguel Esteban y en el que participaron catequistas de Precomunión y Comunión.